Argentina

Tres amenazas de bomba en Capital Federal en solo cinco horas

Paquetes sospechosos obligaron a evacuaciones y cancelaciones de servicios esenciales a pocos días de la cumbre del G20.

En solo cinco horas, tres amenazas de bomba obligaron a evacuaciones y cancelaciones de servicios esenciales, y encendieron las alarmas de cara a la seguridad de la cumbre del G-20, el encuentro de los jefes de Estado de las principales naciones del mundo que se desarrollará en Costa Salguero entre el viernes 30 de noviembre y el sábado 1° de diciembre.

Los dos primeros, en la embajada de los Estados Unidos, situada en Palermo, y en los talleres del ferrocarril San Martín, en José C. Paz, resultaron falsas alarmas, aun cuando en el segundo caso efectivamente se encontraron granadas, aunque eran obsoletas y no estaban en capacidad de estallar.

Él último caso está en pleno proceso de averiguación. Se desarrolla en la sede central del Banco Galicia, en Perón al 400, plena city porteña. Siguiendo los protocolos de la empresa, unas 2000 personas se autoevacuaron. El Escuadrón Antibombas de la Policía de la Ciudad, que llegó luego de que se recibiera la llamada por la amenaza de bomba, revisa en estos momentos las instalaciones de la entidad financiera. Se trató de una falsa alarma.

La seguidilla se inició a primera hora de la mañana cuando efectivos de la Policía Federal que realizan tareas de prevención en el servicio ferroviario descubrieron, debajo de la locomotora de la formación N°13 de la línea San Martín, en los galpones de maniobra de la estación José C. Paz, una bolsa que contenía seis granadas del tipo FM1 y una granada de humo.

El hallazgo obligó a suspender el servicio de trenes de la línea que cubre el trayecto entre la estación Dr. Cabred (en Open Door, partido de Luján) y Retiro. Los peritos establecieron que las granadas, un viejo modelo militar, eran obsoletas y habían perdido su capacidad explosiva.

En cuanto al episodio en la embajada de los Estados Unidos, se informó que durante una revisión rutinaria personal de seguridad de la legación norteamericana encontró un paquete sospechoso. Se montó rápidamente un operativo en el edificio situado en la avenida Colombia al 4300 y sus alrededores, que incluyó la evacuación del personal consular y obligó a alejar a las personas que ya hacían fila en la vereda para realizar sus trámites documentales.

Personal de la División Explosivos de la Policía Federal revisó las instalaciones y determinó que se había tratado de una falsa alarma. Según trascendió, habrían encontrado una bolsa con luminaria. Pasadas las nueve de la mañana la embajada reanudó sus operaciones habituales.

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com