Argentina

Será más barato comprar en un solo pago que en cuotas

Un decreto obligará a los comercios a diferenciar el precio contado del financiado a partir del 1 de febrero. Qué pasará con el Ahora 12 y el Ahora 18.

El Gobierno nacional hará oficial mañana una medida en la que viene trabajando hace ya varios meses. El ministro de Producción, Francisco Cabrera, y el secretario de Comercio, Miguel Braun, presentarán en la Casa Rosada una resolución que en el oficialismo llaman “transparencia de precios”: los comercios estarán obligados a informar el precio contado y el precio financiado con la tasa de interés.

 

¿Esto qué significa? Una vez que la resolución entre en vigencia, será más barato adquirir productos y servicios en un solo pago al momento de compra -efectivo, débito y una cuota con crédito- que en cuotas de dos o más pagos. La transferencia electrónica también será considerada con el precio de contado.

 

La resolución se publicará este miércoles y entrará en vigencia a partir del 1 de febrero.

 

 

Los dos precios serán distintos porque uno posee un interés implícito. Hasta ahora, no había incentivo para abonar al contado la compra de un electrodoméstico o incluso una remera porque el precio contado y financiado eran iguales. El consumidor se acostumbró a “tarjetear” sus compras por el combo de alta inflación y devaluación del peso.

 

El decreto buscará dejar en claro también que los comercios no podrán tener dos valores distintos cuando se trate de un precio de pago en efectivo que de un “precio de lista”.

 

¿Cómo se verán los precios?

 

Cuando faltan horas para el anuncio, los comerciantes aún desconocían cómo deberán exhibir los precios a partir de ahora. “Tenemos que saberlo cuanto antes para que Sistemas  pueda implementar el cambio en tiempo y forma”, aseguraron desde una cadena de retail.

 

Cuando Infobae estuvo en Santiago de Chile a fines del año pasado, los productos diferencian claramente el precio contado y financiado, y especifica también el interés que pagaría el consumidor por el pago en cuotas. Por ejemplo, el precio de una computadora se exhibe de esta manera: el precio normal (contado) es de 999.990 pesos chilenos, pero financiado supera los 1,1 millones de pesos chilenos, porque la tarjeta de ese local permite financiarlo en 12 cuotas de 97.015 pesos.

 

Así se exhibe el precio contado y financiado en un local de Santiago de Chile.

Así se exhibe el precio contado y financiado en un local de Santiago de Chile.

El Gobierno aclarará en la resolución si utiliza este método o algún otro similar. Lo cierto es que desde Producción insisten que será un “sinceramiento” de los precios porque consideran que los comerciantes estaban transfiriendo el costo de la financiación a los precios de contado.

 

Además, los comerciantes consideran que se generará más competencia enetre las tarjetas de crédito: buscarán seducir a los consumidores con la baja del interés a la hora de pagar con cuotas.

 

El futuro de Ahora 12 y Ahora 18

 

Este cambio no significa la desaparición de las cuotas, pero sí de la generalización que se hizo de las “cuotas sin interés”. Como ahora habrá un precio por pago contado y otro por financiado, el interés se transparentará para los consumidores, que podrán decidir en el momento de compra qué método de pago les conviene más según el producto.

 

Los programas oficiales Ahora 12 y Ahora 18 continuarán, ya que el Gobierno considera que es un gran incentivo para impulsar el consumo, pero como sucederá en todos los comercios, se discriminará el interés.

 

El Ahora 18 incluso está vigente hasta el 31 de marzo luego de su puesta en marcha en diciembre, y se pueden comprar desde computadoras hasta paquetes turísticos.

 

Con todo, este cambio debería hacer que los precios de los productos que se abonan en efectivo, con débito o con tarjeta en un pago bajen. Mientras que el precio financiado se debería mantener a los valores actuales.

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com