Inseguridad

Saeta analiza colocar más cámaras en los colectivos

Informaron que se evaluará la situación con las empresas para llamar a licitación este año.

Tras los hechos de violencia que vivieron varios choferes de colectivo, la Sociedad Anónima del Estado de Transporte Automotor (Saeta) analiza colocar más cámaras de seguridad en las unidades. Si bien no especificaron cuántas sumarían, esto se conversaría con las respectivas empresas para que este mismo año pueda llamarse a licitación.

Se trata de una de las medidas evaluadas durante una reunión entre el presidente de Saeta, Claudio Mohr, y funcionarios del Ministerio de Seguridad de Salta, antes del nuevo incidente ocurrido el jueves por la noche, cuando el coche 792 de la línea del 7C, de Alto Molino, fuera apedreado en la calle 120, límite de los barrios Solidaridad y Convivencia.

«Vamos a avanzar con más cámaras en las unidades, cámaras internas, todavía no sabemos cuántas se agregarán, eso lo estamos trabajando y hay que verlo también con la empresa porque requiere de una inversión», indicó Mohr.

Añadió que seguramente va a ser uno de los requisitos de los pliegos de la próxima licitación de este año.

Hasta ahora, 30 unidades cuentan con monitoreo permanente, especialmente en las noches. Cada una tiene cuatro cámaras. Mohr también comentó que se reforzó la seguridad policial en las puntas de líneas y se planteó que esto se mantenga.

Sobre el último ataque en la zona sudeste, dijo que «el protocolo funcionó bien», valorando la reacción del chofer, quien detuvo la marcha, asistió a una señora lesionada y la llevó hasta el hospital Papa Francisco.

Afortunadamente, la mujer solo tenía lesiones leves por los vidrios rotos.

A pesar del incidente, el titular de Saeta manifestó que por ahora «no se van a tomar medidas de restricción de servicio», como se hizo en el barrio Castañares, donde las líneas 7A y 7B acortaron la semana pasada parte de su recorrido. Justamente, antes de que ocurriera el hecho de Solidaridad se había acordado acotar la restricción que en principio era de 19 a 7 y pasó a ser de 23 a 6, teniendo en cuenta que muchos usuarios trabajan en horarios nocturnos.

Según manifestaciones del Ministerio de Seguridad -dijo Claudio Mohr- ya se habría identificado a los que apedrearon la unidad de Saeta en la zona sudeste. Serían chicos de 10 años.

Por eso, instó a la comunidad que, cuando vea algún tipo de situación de peligro, llame urgente al 911. Pidió también, por favor, que los padres controlen a sus hijos.

«Nuestra gran preocupación es por la gente, no debemos esperar a que pase algo más grave», insistió.

Aclaró que el servicio nocturno de colectivo no está en riesgo de levantarse, sino que se buscarán las maneras de reforzar la prevención de hechos vandálicos y preservar tanto al trabajador como al pasajero. «Entendemos la importancia del servicio y la idea no es perjudicar a la gente», dijo Mohr.

Fuente: ElTribuno

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com