Privilegiado

Narco salteño tenía un teléfono de línea fija en su celda

Empleados del Servicio Penitenciario dijeron que solo servía para comunicaciones internas, pero era mentira. El hombre hacía la logística de la venta.

En menos de siete días, el líder de una banda narco consiguió tener un teléfono de línea funcionando dentro de su celda, donde ingresó detenido la semana pasada.

El número que corresponde a ese teléfono es el mismo que fue detectado en comunicaciones con una de las mujeres detenidas el sábado por la tarde en un operativo que, en total, decomisó casi 9 kilos de cocaína que fueron traídos desde el norte provincial para ser vendidos en Salta.

El transporte del estupefaciente, la logística para el traslado y el contacto con los posibles vendedores fue coordinado por el líder de la banda desde su propia celda en la que está alojado en el marco de otra causa por infracción a la ley de drogas.

Cuando Gendarmería Nacional allanó la celda, empleados del Servicio Penitenciario Federal atinaron a decir que tan solo servía para comunicaciones internas, pero cuando el personal de la fuerza se dispuso a corroborarlo, descubrió que no era cierto y que podía usarse para comunicaciones con cualquier teléfono fuera de la cárcel. El aparato, que funciona mediante tarjeta SIM, quedó secuestrado.

Ahora la Procunar NOA investiga los hechos para identificar a los miembros del Servicio Penitenciario Federal que, por acción u omisión, sean responsables.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuente: La Gaceta Salta