argantina

Jubilados y beneficiarios de AUH tendrán reintegro total del IVA

El Gobierno confirmó que continuará la devolución de 5% que rige para todas las compras con tarjeta de débito. Se sumará a la rebaja de al menos 15% que promueve el proyecto de ley del Ejecutivo.

 

El proyecto de ley que impulsa el Poder Ejecutivo dispone una rebaja que no podrá ser inferior a 15%. A eso se suma el reintegro del 5% de IVA que rige para todas las compras efectuadas con tarjeta de débito, por hasta $ 1000. Este incentivo a usar medios electrónicos de pago tenía fecha de vencimiento el 30 de abril, pero será prorrogado y continuará, confirmaron fuentes del Ministerio de Hacienda.

 

Así, la devolución del IVA para los sectores más vulnerables cubrirábtodo el impuesto hasta un tope mensual de unos 325 pesos. En promedio, los alimentos tributan 15%. Según los cálculos oficiales, 8,3 millones de personas se beneficiarán con esta medida.

 

Cambio de planes. En los últimos días, el Gobierno volvió sobre sus pasos y decidió que prorrogará la devolución del 5% a todas las compras con tarjeta de débito. En enero, el ministro de Hacienda, Alfonso Prat-Gay, había dispuesto la continuidad de este beneficio hasta el 30 de abril, con la idea de empalmarlo con la rebaja del IVA a la canasta básica. Las cosas cambiaron: no sólo el Ejecutivo amplió el proyecto de ley de devolución del IVA a sectores vulnerables e incluyó a todos los bienes muebles, sino que también definió la continuidad del reintegro a las compras con tarjeta de débito.

 

Nadin Argañaraz, asesor de Gabinete de la Unidad Ministro del Palacio de Hacienda, explicó: «La medida busca darle progresividad al IVA, evitando las distorsiones que generaría una baja de alícuota en algunas actividades. Al bajar alícuotas, se beneficiarían todos los que consuman ese bien, independientemente de su nivel de ingresos». Por eso, el Gobierno optó por devolver el IVA a través de la tarjeta de débito atada a los planes sociales y las jubilaciones en vez de rebajar el impuesto en determinados productos de la canasta básica.

 

La devolución de IVA tendrá un tope, que el Ejecutivo definirá en función al valor de la canasta alimentaria. Ese límite rodanrá los 325 pesos mensuales. Así y todo, la administración Cambiemos estimó que el beneficio tendrá un costo fiscal para el Estado de $ 30.000 millones anuales. La medida formó parte del paquete social con el que el Gobierno espera moderar los efectos de la inflación en los sectores más vulnerables.

 

Posnet para todos. El proyecto de ley comenzará a debatirse en las comisiones de la Cámara de Diputados el 3 de mayo y obliga a todos los comercios minoristas a aceptar pagos con tarjeta de débito.

 

Las cámaras empresarias que agrupan a los comerciantes se oponen a la obligatoriedad del posnet. Aducen que las empresas emisoras de tarjetas cobran 1,5% por cada operación con tarjeta de débito y queel sistema cuesta $ 260 más IVA por mes. El proyecto de ley dice que los negocios podrán desgravar los costos de las transacciones de impuestos.

 

La obligatoriedad del posnet le permite al Gobierno dos cosas. Por un lado, dirigir la rebaja de IVA a los sectores que busca proteger, ya que sólo operarán en las tarjetas atadas a las cuentas bancarias en las que se cobran los planes sociales y las jubilaciones. Por otro, ayudará a formalizar un sector de la economía difícil de controlar.

 

Los comercios de proximidad son los menos afectos al posnet. «Generalmente son comercios muy chicos o de algunos rubros, como verdulerías, carnicerías y, obviamente, quioscos. Pero hay una gran aceptación, porque hace muchos años que se presiona al comercio minorista para que lo instale», afirmó Vicente Lourenzo, secretario de Prensa de la Cámara Argentina de la Mediana Empresa (CAME).

 

El Ministerio de Hacienda, la AFIP y la Secretaría de Comercio trabajan en alternativas para promover el uso del posnet. La idea del Gobierno es que las emisoras de tarjetas se hagan cargo del costo del sistema y no el comercio. Aducen que las compañías financieras que emiten los plásticos se beneficiarán por el mayor uso del medio de pago electrónico. La Secretaría de Comercio, a cargo de Miguel Braun, controlará que los comerciantes cumplan con la obligación de aceptar pagos con tarjeta.