EEUU Mundo

Elecciones en EEUU: los ojos están puestos sobre el recuento en Florida

Más de una decena de estados sobre la costa Este ya cerraron en EEUU, abriendo las puertas a un largo escrutinio de esta histórica elección presidencial, que se disputan Donald Trump y Hillary Clinton.

Los primeros estados donde la votación finalizó son Indiana, Florida, Georgia, Kentucky, Carolina del Sur, New Hampshire, Vermont y Virginia. Y a las 2130 hora argentina, cerraron Carolina del Norte, Ohio y West Virginia.

Indiana, donde están en juego 11 electores, cerró a las 6 de la tarde hora argentina, y según las proyecciones realizadas por la CNN quedó en manos del candidato republicano Donald Trump, tal como habían adelantado las encuestas.

En el estado estratégico de Florida, los candidatos pelean condado por condado.

El candidato republicano, Donald Trump, y su rival demócrata, Hillary Clinton, se mantienen muy parejos en los primeros momentos del recuento en Florida, estado vital para determinar quién llegará a la Casa Blanca.

Aunque los primeros datos oficiosos daban, según la cadena Univisión, la delantera al conservador por 30 puntos, después varios medios situaron a la exsecretaria de Estado a la cabeza y posteriormente ambos quedaron prácticamente a la par, e incluso, con una ligera ventaja para el magnate neoyorquino.

 

En detalles

La demócrata Hillary Clinton ganó Massachusetts, Maryland, New Jersey, Delaware y el Distrito de Columbia, mientras que el republicano Donald Trump se quedó con Oklahoma.

Clinton recibió los 11 votos electorales de Massachusetts, los 10 de Maryland, 14 de New Jersey, y tres tanto de Delaware como de la capital del país, con lo que llegó a 44 en lo que va de la jornada. Trump se quedó con los siete de Oklahoma y acumula 31 por el momento.

Los resultados del martes no son sorprendentes. Massachusetts y el Distrito de Columbia son dos de los bastiones demócratas más sólidos del país.

La última vez que Oklahoma se inclinó por un demócrata fue en 1964, al votar por Lyndon B. Johnson. Maryland votó por un republicano por última vez en 1988.

New Jersey ha favorecido a los demócratas durante 20 años. Su gobernador, Chris Christie, es un aliado cercano de Trump, pero cuenta con bajos índices de aprobación.

El republicano Donald Trump ganó las elecciones en West Virginia, que otorga cinco votos electorales.

La entidad fue una de las principales fuentes de apoyo para el empresario durante las primarias republicanas. Es popular por prometer recuperar los empleos relacionados al carbón. Hillary Clinton ha sido rechazada en el estado principalmente por realizar comentarios que fueron percibidos como una afrenta a la industria.

La dinámica ha resultado en uno de los pocos estados en los que los republicanos no se apartaron del empresario y en su lugar incrementaron su apoyo. Muchos demócratas en otras contiendas, incluyendo las del Congreso, trabajaron para distanciarse de Clinton y se rehusaron a expresarle su apoyo.

West Virginia ha votado por los candidatos presidenciales republicanos en cada una de las últimas cuatro elecciones generales.

Se requieren 270 votos electorales para ganar la presidencia.

El republicano Donald Trump ganó las elecciones en Kentucky e Indiana, mientras que la demócrata Hillary Clinton se apuntó el triunfo en Vermont.

A Trump se le otorgaron los ocho votos electorales de Kentucky y los 11 de Indiana. Vermont le dio tres a Clinton. Estos son los tres primeros estados decididos durante la elección presidencial 2016.

Los tres resultados eran esperados.

Vermont ha votado por demócratas en cada elección desde 1988, mientras que Kentucky ha tenido tendencia republicana desde 2000.

Indiana normalmente es un bastión republicano pero se inclinó por el presidente Barack Obama en 2008. Los republicanos recapturaron la entidad en 2012 y el compañero de fórmula de Trump, Mike Pence, es gobernador de dicho estado.