Argentina

El comienzo del fútbol también depende del fallo de la Corte por el tarifazo

El Gobierno dará 350 millones extra para el FPT, pero no quiere anunciarlo antes de resolver el conflicto enérgico.

El Gobierno le anunció a la AFA que su intención es entregar 1.250 millones de pesos para este semestre por el Fútbol Para Todos, perdiendo claramente la pulseada contra el Ascenso Unido, sector que agrupa a los distintos clubes a partir del liderazgo de Claudio Tapia, yerno de Hugo Moyano, y Daniel Ferreiro, hombre del Coti Nosiglia.

Si bien todavía no hay ningún papel firmado, con esta determinación la Casa Rosada pasa de mostrarse firme en no querer gastar más dinero en la pelota e incluso disolver el programa, a entregar el monto que se anticipó hace un tiempo: es decir 2.500 millones por temporada, lo que representa un dineral ante la crisis que atraviesa el país.

De todas maneras, la confirmación formal se daría recién el jueves, una vez que la Corte Suprema determine qué pasará con el tarifazo. «Macri no puede salir a anunciar un aumento para el fútbol cuando tenemos un caos en torno de las tarifas»,  confió un hombre cercano al Gobierno.

Fernando Marín, titular del FPT, había dejado claro que para este semestre el fútbol recibiría 900 millones, que el Comité de Regularización que preside Armando Pérez se encargaría de depositar directamente en las cuentas de los clubes. Ante eso, el Ascenso se plantó: si no aparecían los 1.250 millones de los que se había hablado en junio, los campeonatos de las categorías menores no iban a arrancar. De hecho, la fecha pautada para iniciar la temporada era el fin de semana pasado, pero con todos estos tironeos el tema se dilató.

Y la presión de Tapia y su grupo parece que va surtiendo efecto, porque Macri no está dispuesto a pagar el costo político de que en la Argentina no haya campeonatos, ya que lo más probable era que la Primera División, en solidaridad, también se plegara al paro. Y esa idea de no jugar sobrevuela, sobre todo, a los equipos chicos de la A, que a sabiendas de que a mitad del año próximo descenderán 4 a la B Nacional, no podían darse el lujo de ningunear ahora a sus pares.

En estos días las reuniones se sucedieron. Con Tapia en Río de Janeiro con la Selección olímpica, la batuta la llevó Ferreiro, un político de la Coordinadora (casualmente mismo origen que el Tano Angelici) que también tuvo un paso por Desarrollo Social en el último Gobierno radical y estuvo al frente de la Comuna 9. Es decir que en la pelea por el dinero destinado al fútbol se encontraron personajes acostumbrados a las roscas y la Rosada no vio otro horizonte que ir cediendo, porque sabía que el final de esta ruta era un paro de la actividad, y todos entienden lo que representan en la Argentina muchos domingos sin fútbol.

Entonces se dieron varias charlas, muchas negociaciones. Pérez recibió a los clubes y hasta sumó a los responsables de Futbolistas Agremiados, el sindicato de los jugadores, que se quejan porque muchos hace rato que no cobran. Pero ninguna propuesta del Comité de Regularización que la FIFA instaló en la AFA pudo cambiar el rumbo. Incluso, muchos del CR cuestionaban el accionar de algunos dirigentes que se manejaban mediante mensajes de WhatsApp en plena conversación. «Tenías que ver cómo mientras nosotros les pedíamos que arranquen los torneos, de afuera les decían resistan, digan que no. No sé quién era que les hablaba, pero tampoco es muy difícil de adivinar», le confiaron a este portal.

El tema se enrareció aún más cuando Víctor Taboada, mano derecha de Pérez y quien ahora está a cargo de las finanzas en la AFA, fue atacado en la esquina de la sede de Viamonte 1366. «Me sorprendió cuando salía de mi trabajo, era un tipo solo y me dijo que no me quería ver más por la AFA. Me dio una piña que me lastimó la oreja, así que volví a la AFA todo chorreado de sangre». Y sin dar nombres ni haber hecho una denuncia policial o judicial formal, sentenció: «Todos sabemos de dónde vino este ataque, pero yo no soy buchón ni cagón».

Así las cosas, Pérez fue a verlo hoy a Marín para decirle que la mano estaba complicada. Marín charló con gente del Gobierno y se determinó incrementar el monto, aunque nadie del lado político lo quiso oficializar ante la consulta de LPO. «Los clubes hicieron ese pedido la semana pasada, pero nada está acordado aún», le comentó Marín a este portal. En cambio, Nicolás Russo, el presidente de Lanús, dijo que «el tema económico está solucionado, el Gobierno se comprometió a poner el dinero pedido».

Pero muchos en el ala del Ascenso Unido son incrédulos. Por eso mañana habrá una reunión clave para determinar los pasos a seguir. «Estos nos quieren hacer pisar el palito. Prometen para que arranquemos y después capaz que no te dan una moneda», analizó un dirigente de la Primera B. Así, todo indica que pedirán la confirmación por escrito del nuevo aporte del Gobierno y entonces los campeonatos comenzarían el 27 de agosto. Pero ojo porque si la Corte no falla a favor del tarifazo, el tema se podría complicar todavía más.

Fuente: La pólitica On Line

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com