Indignante

Después de varios robos, un comedor quedó sin poder atender a ochenta niños

Los hechos delictivos sucedidos en pocos meses y la falta de recursos hacen que el lugar permanezca cerrado y deje sin comida a los chicos de villa Lavalle.

 

La difícil situación económica que atraviesa el país afecta a los sectores más vulnerables. En el caso de un comedor de villa Lavalle, la falta de recursos para cocinar y una ola de robos hicieron que el lugar permanezca con sus puertas cerradas.

Desde hace dos semanas, los chicos que asistían a diario viven una situación angustiante. Si bien las circunstancias se agravaron en los últimos meses, hace dos años que el comedor funciona de forma intermitente debido a lo difícil que es poder conseguir mercadería para dar de comer a los niños de la zona.

Son más de 80 los chicos que estaban asistiendo al comedor Nuestra Señora de Itatí ubicado en la calle Río Blanco, a 100 metros de la comisaría. La mayoría de ellos vive en el lugar conocido como “el pozo de la muerte”, un asentamiento a la vera del río Arias.

Juana es la encargada del comedor y ama de casa. Contó que ante la falta de ayuda “es como mantener dos casas”. La mujer vive en Atocha y todos los días en que abre en comedor debe tomar dos colectivos para llegar a villa Lavalle, aunque le preocupa más no tener para darle de comer a los chicos que el gasto diario en boletos.

Pese a que el comedor está ubicado a cien metros de una comisaría, una ola de robos ha afectado sus instalaciones y ahora “cuesta reponerse”, manifestó la encargada.

Uno de los últimos robos graves fue a fines del año pasado cuando se llevaron carnes y pollos que estaban guardados allí para cocinarles a los chicos. Pero lo peor es que dejó el ladrón rompió la heladera donde guardaban las cosas. Al caer el electrodoméstico explotó la bomba y lo dejó inutilizable.

El otro de los hechos graves se produjo en mayo cuando rompieron puertas y se llevaron dos ollas grandes de 70 litros, ollas chatas de 40 litros, cucharones, espumadera, cuchillos, coladores y sartenes. Estos constituían elementos básicos para cocinar la comida para los chicos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


Fuente: La Gaceta Salta

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com