¿Te pasó?

Cuarentena: el extraño boom de los sueños raros

Es uno de los fenómenos más llamativos del encierro prolongado por el COVID-19. Especialistas cuentan por qué sucede.

Según Google Trends, que analiza los datos que buscamos en la red, los términos “sueños raros” subieron de cero a cien en sus motores de búsqueda desde el 22 de marzo (el valor cien indica la popularidad máxima de un término).

«El sueño y la vigilia son un tándem indisociable e inseparable», confirma Paula García Casanova, psicóloga especializada en sueño Grupo HLA y profesora del departamento de Psicología de la Salud de la Universidad de Alicante.

«Aquello que vivamos, sintamos y hagamos durante el día influirá en nuestro sueño y viceversa. Existe gran cantidad de evidencia de que el contenido de los sueños refleja los problemas emocionales de la persona», agrega.

¿Estamos soñando de forma insistente con todo aquello que no podemos hacer? «Freud dice que un sueño es, entre otras cosas, una proyección», explica García Casanova. «Es decir, la externalización de un proceso interior a través del fenómeno onírico. Es interesante porque, para el padre del psicoanálisis, la proyección es también un mecanismo de defensa».

Describe que para Jung, el psiquiatra y psicólogo suizo con importantes contribuciones en el análisis e interpretación de los sueños, el sueño ayuda a mantener el equilibrio psíquico del individuo. Para Adler, médico y psicoterapeuta austríaco, el sueño cumple una función de resolución de problemas personales.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Fuente: TN