Virales

Alta fiesta! La más alta del mundo

Un grupo de alpinistas desafió el clima y la falta de oxígeno para vivir "La fiesta más alta del mundo", nada más ni nada menos que en el campamento base del Everest.

Un centenar de montañistas muy abrigados desafiaron al frío glacial y la falta de oxígeno para bailar, todo lo bien que podían en tales circunstancias, al ritmo de música electrónica en ocasión de «La fiesta más alta de la Tierra», se hizo el último fin de semana en el campamento base del Everest.

No importa el frío ni la altura, cualquier lugar es indicado para una buena fiesta. Por eso, un grupo de alpinistas desafió el clima y la falta de oxígeno para vivir «La fiesta más alta del mundo», nada más ni nada menos que en el campamento base del Everest.

Al ritmo de la música electrónica, el DJ británico Paul Oakenfold brindó un concierto a 5.380 metros de altura con el objetivo de concientizar sobre el cambio climático y recaudar fondos para ONGs. De gorro y campera apta para las bajas temperaturas, se lució frente a un público completamente diferente al que acostumbra a ver sus shows en Ibiza y Goa.

«Es verdaderamente increíble. Me siento tan afortunado de poder actuar aquí», declaró Oakenfold con tres décadas de carrera en sus espaldas

Ben Jones, empleado de una compañía de alpinismo, afirmó: «Era bastante cool. Hace varios años que vengo (al campamento base) pero nunca había visto nada así».

Oakenfold no estuvo solo sino que Ranzen Jha, un DJ nepalí, actuó después del británico y expresó su satisfacción ante el número de espectadores. «El mensaje se ha propagado y vino mucha gente», agregó.

Para acostumbrar su organismo a las condiciones extremas de altura, tanto Oakenfold como Ranzen Jha necesitaron realizar diez días de senderismo y que los «sherpas» se encargaran de transportar el material sonoro para poder ofrecer el concierto en el campamento base del «techo del mundo».