Salta

Reynoso hacia grabar los discos de la hija en el Juzgado Federal de Orán

José Antonio Fernández, ex empleado del Juzgado Federal de Orán, declaró como testigo en el marco del juicio que se sigue en contra del ex juez federal Raúl Reynoso.

José Antonio Fernández, ex empleado del Juzgado Federal de Orán, declaró esta mañana como testigo en el marco del juicio que se sigue en contra del ex juez federal Raúl Reynoso acusado de beneficiar a narcos a cambio de coimas. Ratificó el traslado de droga en vehículos particulares e hizo enojar a Reynoso por mencionar a su hija al relatar algunas de las actividades que encargaba el magistrado a sus empleados. La audiencia se vio interrumpida por René Gómez que pidió un cuarto intermedio por un dolor en el brazo izquierdo.

“Gerardo Garrido, el personal de Gendarmería era chofer, custodio y, a su vez, parecía empleado privado, personal o doméstico de Reynoso porque si le pedía que le compre facturas a las seis de la tarde en cierta panadería Garrido tenía que ir”, declaró Fernández y agregó: “Estuve presente cuando en una ocasión, en horario de la tarde, Garrido recibe una llamada y era la señora esposa del doctor Reynoso pidiendo pan de no sé qué panadería. Garrido tenía que ir y comprarle el pan”.

Según sus dichos, “la familia de él- de Reynoso- tenía como vía libre en el Juzgado para solicitar cosas”. “Había empelados como Rodrigo Quipildor que le compraba los pasajes de los viajes, le sacaba turnos en el médico. Se manejaba como una empresa privada y él era el dueño”, remarcó e hizo referencia también al papel similar que cumplían los empleados César Aparicio y Néstor Acosta.

“Me enteré de que grababan CD’s de música de la hija de Reynoso, de Camila, sacaban copias”, continuó el testigo al ser interrumpido pro Reynoso quien reclamó: “Ya en la audiencia anterior, el propio señor Fiscal General- Caros Amad- dijo que ya no iba a insistir en preguntar sobre la carrera artística de mi hija, y ahora sobre la misma cuestión. No está acusada mi hija, lo repetimos varias veces, salvo que el Fiscal General la quiera denunciar de algo”.

“Insiste en mi hija Kamila, si el acusado soy yo, doctor Amad. Está toda la carpeta presentada con la carrera artística de mi hija, si usted pudiera leer se sacaría todas las dudas para no insistir sobre lo mismo”, le recriminó Reynoso. “¿Qué tiene que ver mi hija si el que está preso soy yo?”, continuó y pidió al tribunal que limite las preguntas sobre su hija.

Pese al pedido, el juez no hizo lugar entendiendo que la pregunta “no hace estrictamente a la carrera de Kamila sino a una circunstancia que acontecía dentro del Juzgado”. “No pregunté por su hija, no me interesa, no pregunté detalles de la vida de su hija sino de lo que pasaba en el Juzgado”, agregó Amad.

“Mis compañeros me comentaron que sí estaban haciendo grabaciones del CD de Kamila Reynoso en el Juzgado, con computadoras del Juzgado”, completó Fernández.

Por otro lado, ratificó las versiones respecto a vehículos particulares que trasladaban droga incautada. “El señor Reynoso me encargaba que vaya a los actos a los cuáles él era invitado. También me mandaba mucho a los actos de quema de droga en el Escuadrón 20- relató- La droga era trasladada en un vehículo oficial del Juzgado y el otro era un vehículo particular, no recuerdo si de Aparicio, pero el chofer era Aparicio en la mayoría de los casos”.

Asimismo, negó haber tramitado algunas de las causas que forman parte de la imputación de Reynoso aunque reconoció haber recibido comentarios de las causas de parte de personas que trabajaban con él. “El doctor Méndez estaba frente a mí y se veía sorprendido cuando le tocó resolver la causa de Sejas Rosales, cuando el doctor Reynoso le dijo que resuelva que Sejas Rosales iba a quedar como partícipe secundario, siendo ello una figura excarcelable. Guillermo Méndez no estaba de acuerdo, entonces le dijo ‘usted haga bien o haga mal pero resuelva de esa forma’. Entonces tuvo que fundamentar la participación secundaria de Sejas rosales, cuando era evidente que no era la figura que encuadraba”, aseveró.

La audiencia fue interrumpida por el abogado René Gómez cuando manifestó: “Me duele muchísimo el brazo izquierdo doctor”, y pidió un cuarto intermedio para hacerse revisar.

Fuente: Algo personal/ FM Noticias 88.1 Mhz.